Se produjo un error en este gadget.

jueves, 26 de agosto de 2010

Deseo y Pasión

Amor, hagamos de este mundo, sólo de los dos.
Nuestra pasión no tiene explicación.
Si mi piel es tu deseo,calma ese deseo de hombre,
con mi cuerpo,que se enciende al sentir
el roce de tus labios sobre mi piel.
Somos dos almas,con las ganas de estar juntas
Si... tú y yo.
Como dos líneas contiguas entre el cielo y el infierno,
donde lucha siempre el sentimiento
Y la tentación.
Apaguemos este fuego que hay dentro
de nuestros cuerpos quemándonos,
te haré feliz sin límites, te fundirás en mí,
formando un sólo ser, sin miedos,
sin privaciones, sin pudor, porque nuestro amor
es puro y verdadero.
Quizás somos dos vidas sin rumbo,
dos corazones en un latido, dos enfermos de amor.
Pero estamos hoy aquí, para darnos todo
y disfrutar, saborear nuestro amor.
Sólo se que te tengo aquí, no necesito más,
deja que me refugie en ti,
embriágame de tu pasión, lléname de tu amor.
Quítame el aliento de tanto amar y no me dejes pensar.
Dejemos el pasado ahí donde está, no miremos el presente.
Ahora sólo envuélvete en mis brazos, viviremos así amándonos.
Digan lo que digan, yo seré para ti... tú serás para mí.
Si mis suaves caricias, subyugan tu cuerpo,
mis besos de miel, encenderán tu lujuria.
Qué me importa si hay un castigo, o si hay un perdón,
hoy te volveré loco con el fuego de mi pasión.
No callaremos, ante nadie este amor que sentimos los dos.
Si pecamos por amarnos, lo hemos hecho
por el gran amor que existe entre tú y yo.
No callaremos aunque paguemos por ello
y nos cueste mucho... mucho sufrimiento,
por tus besos no me importaría pagar un alto precio.
Si este amor que nos funde de pasión,
en aquel rato por lo mínimo que sea,
es muy grato y merece absoluto perdón.

miércoles, 4 de agosto de 2010

HAZME TUYA




Acaríciame!
con tu respiración,
delicada y tibia,
y siente en mi piel la emoción,
de ser solamente tuya!

Abrázame!
con tus pensamientos,
fuerte!, muy fuerte!
y has de esos momentos,
mi presente eternamente.

Bésame!
con tu mirada,
profunda y provocativa,
sin límites de nada,
hasta dejarme rendida.

Siénteme!
en tu corazón,
como una chispa encendida,
que incita tu pasión
a unirse con la mía.. . .

Hazme tuya!,
una y otra vez!
Gózame, siénteme,
haz que grite de placer... 

Ámame!,
como tú lo quieras hacer,
que yo, sin ninguna timidez,
te amaré,
hasta hacerte enloquecer!